Info-Transportes

Colaboramos con un sector estratégico para el país.

Edna Herrera

Ante las afectaciones a toda la cadena de combustibles, incluidas estaciones de servicio, de terminales de trasvase y portuarias, revisiones desproporcionadas a los auto tanques y burocracias para otorgar autorizaciones, empresarios gasolineros hicieron un llamado a la CRE a agilizar las gestiones para el otorgamiento de permisos, incluso los ajenos al sector, ya que afecta un 75% a los empresarios y frena su dinamismo.

Andrés Gutiérrez Torres, presidente de la Asociación Mexicana de Proveedores de Estaciones de Servicio (AMPES), dijo que a dos años de pandemia, han disminuido los permisos para establecer gasolineras, mientras durante el 2021, se han concedido sólo 105 autorizaciones, cuando antes al año eran 400.

“Se tienen detenidos proyectos ampliaciones o construcción de nuevos expendios y se lastima a la cadena de suministros como las máquinas dispensadoras de combustibles, bombas que suministran producto, tuberías y va arrastrando a la proveeduría”, apuntó durante el Encuentro Técnico de Negocios Expogas.

El directivo dijo que para el 2022, la perspectiva es más positiva, pues en las últimas sesiones la CRE (Comisión Reguladora de Energía) otorgó un número importante de permisos, y provoca que “se genere certidumbre en los gasolineros para que realicen inversiones y no se paralicen recursos financieros”.

 

Modernizar

En el foro Expogas, Ramses Pech, especialista del sector energético, consideró que el sector gasolinero debe renovarse en equipos e infraestructura, así como el modelo de atención a los clientes.

“Dejemos de discutir temas legales existentes y que no llevan a un objetivo preciso. Ocupemos nuestras energías, en el reciente anuncio de que Walmart pondrá estaciones afuera de sus tiendas o bien, el establecimiento de estaciones modulares de bajo costo”, apuntó.

Añadió que el crecimiento del número de grupos de combustibles en el país (Hidrosina, Oxxo Gas, BP, G500 y Exxon Mobil), requiere de “actuar para mejorar la infraestructura, contar con tecnología de procesos y mejorar el modelo de atención al consumidor”.

Francisco Javier Quezada, analista del sector, expresó por su parte que, tras la reforma energética del 2013, el sector esperaba un cambio y un aumento en la competencia en el mercado de los energéticos.

“Actualmente qué sucede, que tenemos un regulador y un administrador federal hostil, por ello la reglamentación y el cumplimiento de las normas debe ocuparnos”, comentó.

Explicó que en el mercado de estaciones de servicio existen más 300 marcas, sin embargo, lo que ocurre en el país es que el consumidor no ha visto una mejora en los precios de los energéticos, y en consecuencia consumen menos en nuestros expendios y afectan nuestras ventas”.

La Asociación Mexicana de Proveedores de Estaciones A.C. (AMPES) que agrupa a constructores, fabricantes, consultores, distribuidores de equipos, laboratorios, tecnología y software especializado para las estaciones de servicio.