Info-Transportes

Colaboramos con un sector estratégico para el país.

Se asegura en los pasillos del sector, que los quejosos sindicatos del puerto de Veracruz, están muy lejos de tener éxito en la ilusa  demanda por presuntos despojos de la lejana Requisa del Puerto de Veracruz en (1991), cuyo caso, por lo demás, ya es cosa juzgada, pero podría ser una papa caliente si lo permite la Semar de Rafael Ojeda.

De ahí que el vocero de la Secretaría del Trabajo que encabeza Luisa María Alcalde, haya salido a decir más rápido que inmediatamente que “No”. Que lo único que hizo la dependencia es dar entrada a la queja. Ahora sí, que para curarse en salud.

Y es que la añeja demanda del sindicato de carretilleros, entre otros, está tan lejana de la realidad que ha causado más de una carcajada entre el sector marítimo portuario. El despropósito de pedir indemnizaciones por las utilidades de las terminales portuarias, no tiene pies ni cabeza, puesto que ni siquiera existían y sus concesiones fueron otorgadas por la API Veracruz, no por el extinto organismo Puertos Mexicanos.

Además por si fuera poco al extinguirse el organismo público Puertos Mexicanos que formaba parte de la SCT, también se liquidó a sindicatos y trabajadores al 100%, precisamente con el fin de partir de cero y sin problemas en las nuevas concesiones.

Lo que si advierten los enterados, es que los sindicatos y algún patrocinador político, podrían ver un cheque millonario en una indemnización a los sindicatos, al estilo del gobierno de la 4T, y de paso la adjudicación de algún muelle, ya que están en desuso varios del viejo puerto, después de que se cambiaran a la bahía de Vergara o “Norte” los concesionarios de las terminales. Eso si falta que la papa caliente le caiga a la Semar de Rafael Ojeda.