Info-Transportes

Colaboramos con un sector estratégico para el país.

Siguenos en

Facebook Twitter

Daniel Zurita

 

La electromovilidad sigue su paso en el mundo, una tendencia que están siguiendo, Scania con el ICCT mediante el programa ZEBRA, para alcanzar las cero emisiones en México.

 

El pasado 22 de febrero, Scania firmó el proyecto de ZEBRA (Zero Emission Bus Rapid-Deployment Accelerator), codirigido entre el Consejo Internacional de transporte Limpio y el Grupo de Liderazgo de Cambio Climático ICCT y C-40.

 

“Esta firma, nos pone un paso adelante del compromiso que queremos lograr en cuanto a la movilidad eléctrica, promoviendo acciones para combatir el cambio climático”, dijo Alejandro Mondragón, Director General de Scania México quien destacó que son la primera en México en sumarse al proyecto.

 

Durante el Scania Talks “Adopción de los vehículos eléctricos en América”, Leticia Pineda, líder regional para México de ICCT, detalló que el proyecto tiene como fin expandir flotas de buses cero emisiones para el transporte público en Brasil, Chile, Colombia y México.

 

Este año Scania lanzará dos vehículos eléctricos, uno para el segmento de autobuses y otro en carga.

 

Por lo que también trabajará en conjunto con Beccar, empresa especializada en el diseño y desarrollo de Carrocerías para el transporte público para promover el proyecto.

 

“Scania México estamos tomando compromisos reales de implementar tecnología, ponerla a disposición de diferentes ciudades, poner vehículos y desarrollar localmente con carroceros en México, la tecnología eléctrica para autobuses de pasajeros”, añadió.

 

Destacó que en el país la empresa realiza acciones para aportar en la descarbonización de sus actividades,  en apoyo a la reducción del efecto invernadero, el uso eficiente de la energía y la implementación de nueva tecnología con desarrollo y tecnología en México.

 

ZEBRA es una alianza liderada por la red de Ciudades C40 y el Consejo Internacional de Transporte Limpio (ICCT), con financiamiento de P4G, y entre sus participantes se incluyen fabricantes y distribuidores de vehículos como Andes Motor, BYD, CreattiEV SAS, Foton, Higer, Sunwin, Vivipra y Yutong.

 

Así como inversionistas AMP Capital, ARC Global Fund, Ascendal, Ashmore Management Company, EDP Brasil, Enel X, John Laing, NEoT y el financiero BNDES, el banco de desarrollo brasileño.